Stephen William Hawking, nacido el 8 de enero de 1942 y fallecido el 14 de marzo de 2018, fue un renombrado físico teórico, cosmólogo, astrofísico y divulgador de ciencia británico, conocido por plantear las más importantes teorías sobre los agujeros negros.

Contrajo nupcias en dos ocasiones: la primera fue en 1965 con Jane Wayline, con quien tuvo tres hijos. En 1990 se casó con Elaine Mason, quien era su enfermera.

A los 21 años, mientras estudiaba en la Universidad de Oxford (Reino Unido), se cayó durante una sesión de patinaje y, posteriormente, fue diagnosticado con esclerosis lateral, una enfermedad degenerativa que debilita los músculos y afecta las funciones físicas.

Vida de Stephen Hawking

Su boda con Jane Wilde se celebró en 1965, cuando ya comenzaba a manifestarse su enfermedad. Su primer hijo nació dos años después.Foto:

Publicó ‘Agujeros negros y pequeños universos’ (1994), ‘El universo en una cáscara de nuez’ (2002) y ‘El gran diseño’ (2010), tres libros que cambiaron el paradigma de la física espacial.

Hawking escribió de manera tan lúcida sobre los misterios del espacio, el tiempo y los agujeros negros, que su libro ‘Breve Historia del Tiempo’ se volvió un éxito de ventas a nivel internacional.

Se convirtió en la mayor celebridad del mundo científico después de Albert Einstein.

Stephen Hawking

El inglés Stephen Hawking nacio en Oxford, en 1942, y murió en Cambridge, en 2018.Foto:

A lo largo de su vida, Hawking hizo importantes vaticinios sobre los siguientes años de la humanidad, sustentado en posibilidades científicas.

Aquí le contamos sus cinco predicciones más conocidas para el futuro de la humanidad.

El físico inglés consideraba que Donald Trump, que se postuló a la presidencia de Estados Unidos en 2015 y ganó las elecciones de 2016, era una amenaza para la raza humana. Incluso llegó a declarar que su triunfo en las elecciones tendría grandes efectos negativos en temas nucleares y ambientales. Así se lo expresó en una entrevista al medio británico ‘BBC’.

«Al negar la evidencia del cambio climático y retirarse del acuerdo de París, Donald Trump causará un daño ambiental evitable a nuestro hermoso planeta, poniendo en peligro a la naturaleza, para nosotros y nuestros hijos«, señaló.

Con sólo un par de bombas atómicas, los efectos para el planeta Tierra y la humanidad serían desastrosos. Y una de las preocupaciones de Hawking era que la tensión mundial llegara a tal punto que se desatara una catástrofe nuclear.

El profesor de Cambridge creía que la inteligencia artificial podría ser “lo mejor o lo peor que haya conocido la humanidad”. Aunque pensaba que era una pieza fundamental del futuro de la civilización, también abogó por la creación de un instituto académico dedicado a estudiar su impacto.

El cosmólogo creía posible que esta creación pudiese dar como resultado el sometimiento de la especie humana al evolucionar y superar la supremacía intelectual del hombre, reportó ‘National Geographic’.

Stephen Hawking

El científico se sometió a la gravedad cero en 2007.Foto:

Zero G. AFPEl final de la Tierra

Como consecuencia de la sobrepoblación y la explotación de los recursos, Stephen Hawking creía que, en 600 años, nuestro planeta se convertiría en una “bola de fuego chisporroteante”, según dijo en una charla de la Cumbre Tencent WE, en Beijing (China).

En realidad no se refería a un futuro concreto, sino más bien a los efectos del calentamiento global.

Debido a la irremediable destrucción de la Tierra, Hawking creía que el futuro de la humanidad sería buscar un nuevo hogar en el espacio. Para él, la mejor opción estaría en el sistema Rikel Centaurus, más conocido como Alfa Centauri.

El científico estaba involucrado en el proyecto Breakthrough Starshot, el cual buscaba alcanzar este sistema en, al menos, los siguientes 20 años.La gran pandemia

El físico creía que el final de nuestra especie también podría provenir de una gran pandemia. En particular, sería extremadamente peligrosa una mutación de un virus ya existente.

Según una entrevista con el diario británico ‘Daily Telegraph’, Hawking pronosticaba que sería un virus con efectos altamente mortales para los seres humanos.

Eso sí: la pandemia actual demuestra que la humanidad necesita estar más preparada para enfermedades virales (como la causada por el coronavirus, covid-19) e infecciosas por su propia supervivencia.

Por AAM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *