Los fármacos químicos para el tratamiento del cáncer, como el cisplatino y la ciclofosfamida, pueden causar efectos secundarios, como nefrotoxicidad, que son perjudiciales para la calidad de vida de los pacientes .

Pablo Molto

Además de esta toxicidad, la resistencia de algunas células cancerosas al tratamiento ha llevado a la necesidad de evaluar enfoques alternativos. Por lo tanto, la quimioterapia no satisface completamente la necesidad de tratamiento y la inmunoterapia es un método alternativo prometedor, ya que produce menos efectos secundarios.

El uso de la inmunoterapia contra el cáncer ha ganado aceptación porque las células inmunes juegan un papel notable en el control del cáncer . Las células inmunes pueden identificar las células cancerosas como peligrosas y, en consecuencia, atacarlas; por lo tanto, el uso de vacunas contra el cáncer para tratar tumores en crecimiento se considera una excelente estrategia terapéutica .

Las hierbas medicinales también se han examinado en ensayos clínicos para la inmunoterapia contra el cáncer. Shing et al. encontraron que un tratamiento de 6 meses con G. lucidum (Reishi) aumentó las respuestas linfoproliferativas inducidas por mitógenos en niños inmunocomprometidos con tumores .

Por este motivo será un enfoque importante tener presenta las plantas como inmunoestimulantes en la lucha contra el cáncer. Aunque debemos de saber que no solo la estimulación inmunológica garantiza el éxito, pues las células tumorales aprenden también a camuflarse, por ello lo importante del capítulo donde explicamos las técnicas para vencer el camuflaje celular.

Por AAM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *